<<=Belén La Emperatriz de los Etéreos=>>

La falsa educación: Las puertas

| Sin comentarios | Sin trackbacks

Con la proximidad de las fiestas navideñas aumentan las demostraciones de educación. No importa que sea por espíritu navideño o simple hipocresía, lo importante es que la falsa educación se hace palpable.

Lo que entendemos como "persona educada" o cortés debe ser, ante todo, pragmática. El gran interés en ceder el paso al abrir una puerta o al llegar a un estrechamiento del camino a veces conduce a situaciones insólitas:

- pase
- no, pase uested
- no, usted primero

No es de gran utilidad entorpecerse mutuamente con demostraciones de educación, ya que, al fin y al cabo, entorpecer es de mal educados. No es una trivialidad, es complicado saber como comportarse en estas situaciones. Como apuntes podrían valer:

  1. Si te ceden el paso, pasa y agradécelo.
  2. Si el paso le es cedido al que te precede, cede el paso a quién lo hizo y no se lo cedas al siguiente. No es cortés dejarle sujetando la puerta eternamente ni inteligente relevarle.
  3. Si eres el primero (al abrir una puerta o alcanzar un paso estrecho) cede el turno al siguiente.
  4. Al ceder el turno, haz lo posible para pasar tras él, tras ellos si son un grupo reducido. No esperes demasiado o podrían confundirte con un portero.

Como base no está mal, aunque cada situación puede requerir comportamientos diferentes. Sutil y cortés es abrir la puerta y sostenerla para cambiar de posición cuando vas en grupo, y de esa forma evadirte del pesado o pesada de turno.



Sin trackbacks

URL de TrackBack: http://res.mabarroso.com/bes/rbt.cgi/50

Escribir un comentario

Indica tus datos para dejar el comentario o usa tu cuenta